jueves, 25 de septiembre de 2008

Día 16. La organización lo es casi todo


Hoy tengo un sueño atroz… así que espero que me perdonéis que no visite vuestros blogs, pero llevo una semanita de madrugones y acostándome tarde por motivos que ni yo sé, que no me mantengo en pie y quieras que no, empollar cansa.

Iba a hablar de otra cosa, pero ha surgido un asunto que me da que pensar y es que me han llamado para hacer una evaluación psicológica… ¡¡Genial!!...el problema, organizarme.

La primera entrevista bien porque es el Lunes a las 8pm, para recoger documentación y ver qué se quiere evaluar, a partir de ahí regular, porque hay que leer precisamente esa documentación, que suelen ser tochos impresionantes, cerca de un tomo de oposiciones o más, organizar entrevistas semiestructuradas, entrevistar al sujeto, corregir las pruebas de evaluación, emitir el informe y bueno, un pequeño etcétera. Lo bueno que pones tu horario o al menos lo intentas (y que cobras, claro), es más o menos flexible, digamos, lo malo que tengo que estudiar 8 horas al día.

Tengo un tiempo para pensar si hacerlo o no, este trabajo me sirve para “entrenar” para el examen práctico de las oposiciones, también, pero perderé tiempo para la teoría y el cante. Aunque en realidad tampoco debería dejar de trabajar en ello porque sería un hándicap si a largo plazo quiero dedicarme a esto del todo, o a media jornada…y es buen momento para meter cabeza ya que desde el año pasado vienen llegando oportunidades similares que no he dejado escapar y dan a conocer en el terreno laboral.

Me estoy planteando que quizá dedicándole 2 horas diarias a la evaluación después del estudio, sacrificando el deporte (si es que empiezo algún día de estos) y alguna horita de descanso y algo más en el fin de semana puede sacar ambas cosas adelante y satisfactoriamente, aunque antes claro, tengo que ir a la entrevista para ver qué es lo que desean…a ver qué tal.

*Que entrada más aburrida, ¿no?jejeje

¡No todo son risas en la vida!

2 comentarios:

Funcionario's blog dijo...

Amiga Ceci,

Estría bien que nos delegases a nosotros la facultad de valorar tus entradas. No es que tu capacidad esté mermada, sino que la subjetividad y la autoexigencia suelen ser mayores en el que crea el blog que en los que lo leen.

Yo pongo lo que me va dando la gana, y dejo que seáis vosotros, los lectores, los que decidáis qué queréis hacer con él.

La entrada no es aburrida, porque algunos nos hemos topado también con esta situación.

Lo mejor sería que intentases combinar teoría y práctica. Me explico.

Selecciona los temas relacionado con lo que vas a hacer y estúdiatelos antes del tocho de las entrevistas.

Así es más sencillo que se te queden porque, de paja mental, pasa a tener utilidad práctica para el cerebro.

Nuestro centro de pensamiento y consciencia tiene un objetivo vital, que es sobrevivir. Su estructuración se basa en torno a esto.

Por lo tanto, si te das cuenta que los temas que estudias se pueden asociar a la supervivencia y, además, a un sentimiento positivo (el trabajar y ganarte tu dinerito, además de que se ve que te gusta), pues la sinergía del estudio se ve incrementada de forma exponencial.

Resumiendo: si puedes compatibilizarlo con el estudio, yo lo cogería; si no, mejor dejarlo.

Espero haber sido lo más didáctico posible. Mucha suerte y bienvenida a la rutina.

Opositora dijo...

¿Sabes? estaba tan obcecada que no habia pensando en estudiar el temario que se solapa con el trabajo, aunque esté mucho más avanzado... asi que creo si, que a partir del Lunes escogeré ese temario, asi podré hacer ambas cosas, aprovecharé el tiempo y no sentiré que sé poco de todo...o mucho de nada...

¡¡Gracias!!

 
Contatori per sitocontadores web